Desde Japón dicen: “Sayonara” al Walkman reproductor de casette.

Llegó el día de decir adiós al reproductor de casettes de la marca Sony. Después de 30 años en el mercado, la empresa japonesa ha decidido paralizar la producción del que en los años 80 fue uno de sus productos estrella. Algunos hemos disfrutado durante horas escuchando cintas de música. Para nosotros, esta noticia marca otro nuevo paso.

En un mercado en el que la música no necesita un componente físico como la cinta (ni el CD, podría decirse), este paso era necesario. ¿Cómo podría sobrevivir a la llegada del mp3? No lo ha hecho, aunque es algo natural. Sin embargo, si bien el vinilo se ha convertido en un producto vintage, tengo serias dudas de que eso mismo vaya a suceder con estos reproductores. Quizás algún que otro coleccionista se atreva a ir a China a comprar los últimos modelos de reproductores de cinta Walkman que salgan al mercado. Porque, efectivamente, allí se podrán seguir adquiriendo. En China aún existe demanda de este producto y, parece ser, continuarán exportando a Europa y Estados Unidos. Desde Sony han querido perpetuar la vida de las fábricas ya existentes en aquel país.

Por lo tanto, en palabras del portavoz de Sony Hiroko Nakamura:

Las ventas acabarán en Japón cuando la última tanda de reproductores desaparezca de las tiendas.

Así que, el reproductor de casettes que apareció en 1979 ha sobrevivido hasta volverse obsoleto. Pero Sony ha querido continuar utilizando el nombre de Walkman que le proporcionó tantos beneficios para denominar algunos de sus productos, como la serie de móviles. El avance de las nuevas tecnologías nos seguirá dejando recuerdos como éste:

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *